LA ASEGURADORA LÍDER EN SEGUROS DE SALUD AVANZA EN SU PROCESO DE TRANSFORMACIÓN DIGITAL GRACIAS A SGAIM

27-04-2016

En los últimos años, las aseguradoras tradicionales se han visto obligadas a innovar, como consecuencia de la entrada de nuevos agentes en el mercado. Comparadores de seguros online, seguros peer-to-peer o empresas InsurTech, son las tendencias del sector. Ante esto, las compañías aseguradoras deben adaptar su actividad a los nuevos hábitos de los clientes y a la amenaza de la competencia digital.

La aseguradora del ramo No Vida, líder en seguros de salud se enfrentaba a un problema de desamparo legal. Cuando la empresa enviaba pólizas por correo postal a sus clientes para ser firmadas, entre un 30% y un 50% de estos no las devolvían. El problema residía en que las aseguradoras siguen prestando el servicio, sin tener la póliza firmada, y en el caso de posibles litigios en el futuro con alguno de estos clientes, las aseguradoras no tienen la prueba de que, en efecto, el contrato se ha firmado.

El proceso comienza una vez que el cliente solicita la contratación de un seguro, ya sea de forma presencial o a distancia. La aseguradora solo tiene que publicar la póliza, en su propio portal web, y enviar la huella digital “hash” a SGAIM. Esta huella no es más que un algoritmo matemático que permite identificar el documento. El cliente, que previamente ha rellenado sus datos personales en la solicitud, recibe una Clave única por mensaje SMS en su propio móvil enviada con certificado de entrega. Con esta clave, podrá confirmar que está de acuerdo con el contenido del contrato e indicar su aceptación.

SGAIM, actúa como Tercero de Confianza, es decir como una parte independiente al asegurador y al asegurado, aportando seguridad para las personas que intervienen en el contrato. Valida que la clave introducida sea correcta y certifica el documento a través del hash comprobando que no hay modificaciones en el mismo. Por último, se inserta un sello de tiempo que garantiza que el documento no se ha modificado desde el momento en el que se ha estampado el sello. El contrato se pone a disposición del cliente a través del portal web. Además, SGAIM ofrece la posibilidad de enviar el contrato con notificación fehaciente por email certificado, incluyendo actas de envío y entrega.

Nuestra solución ofrece la garantía de que la aseguradora está prestando un servicio por el que su cliente ha firmado, evitando problemas en futuras reclamaciones. Al operar directamente en formato digital, la empresa consigue un ahorro en costes al suprimir la gestión de documentos en papel. La solución aporta, asimismo, inmediatez dado que el proceso se realiza de forma instantánea desde la aceptación hasta la puesta a disposición del documento.

La solución que desde SGAIM aportamos supone, además de solventar el problema de los litigios, ayudar a empresas aseguradoras en su proceso de transformación digital. En un sector que está experimentando grandes cambios, es muy importante adaptarse e implementar servicios de innovación tecnológica que satisfagan las nuevas necesidades de los clientes y hagan frente a la nueva competencia digital.